Cómo cuidar el sistema de alumbrado de nuestro auto

0
534

El sistema de alumbrado o iluminación del vehículo es uno de los elementos más importantes de seguridad en los autos. Nuestra seguridad en carretera dependerá en buena medida, de su buen estado.

Sin embargo, aún son muchos los conductores que descuidan el mantenimiento del sistema de alumbrado del coche, y es que a una velocidad de 90 km/h, un carro recorre unos 25 metros cada segundo. Así, si el sistema de alumbrado no ilumina de forma adecuada y provoca que el conductor descubra un obstáculo con sólo medio segundo de retraso, habrá perdido más de 10 metros, una distancia considerable si se ve obligado a realizar un frenazo.

De ahí la importancia para nuestra seguridad en carretera, de comprobar que todas las luces que componen el sistema de alumbrado de nuestro vehículo. Posición, cortas o de cruce; largas o de carretera, antiniebla, así como las luces del sistema de señalización funcionen correctamente.

De este modo, la comprobación de que todos los sistemas de iluminación funcionan correctamente, que están colocados a la altura justa para alumbrar sin deslumbrar y que utilizamos las luces adecuadas. Las condiciones atmosféricas de cada momento están en manos de los conductores.

En este sentido, el primer consejo de todos es comprobar el funcionamiento de las luces periódicamente. Un mal estado del sistema de alumbrado genera una mala visibilidad de la calzada en la oscuridad, incrementa la fatiga visual del conductor y la dificultad de otros conductores para ver su vehículo y sus maniobras.

Por otra parte, para asegurarnos la mejor iluminación en carretera, es aconsejable que cambies las lámparas cada 50.000 kilómetros o cada dos años, siempre por parejas, aunque todas las luces funcionen correctamente. Ten en cuenta que antes de llegar a fundirse, una lámpara puede llegar a perder hasta un 30% de su luminosidad.

Por eso, confía la sustitución de las lámparas a un taller de confianza donde te aconsejarán qué tipo de lampara es el más adecuado para tu auto.

Las luces, pieza importante

Asimismo, pon atención al buen estado de los faros, pues cualquier desperfecto o rotura puede producir condensaciones en el interior del faro y se corre el riesgo de que se funda alguna bombilla.

De igual forma no te olvides de su limpieza. Si los faros o los pilotos están sucios, se reduce la distancia de alumbrado y aquella desde la cual es visto. Una simple capa de polvo en la superficie de los faros puede reducir su eficacia hasta en un 10%, y la solución es tan sencilla como pasar de vez en cuando un paño húmedo.

Asimismo, realizar un pulido de faros cada cierto tiempo es algo más que recomendable. Y es que las luces de los coches actuales se vuelven opacos con el paso del tiempo. Su capacidad para alumbrar irá aumentando, en consecuencia la inseguridad de sus ocupantes en situaciones climatológicas adversas.

Esto se debe a que desde hace varios años los faros se fabrican con policarbonato, elemento que se va deteriorando con el calor que irradian las lámparas y el sol. Así, con el paso del tiempo los faros parecen quemados, dando un aspecto sucio y viejo a los autos, y para recuperarlos la mejor opción es pulirlos.

Regula la altura de las luces

Otro aspecto importante es la correcta regulación de las luces. Una luz muy alta puede deslumbrar a otros conductores y, en cualquier caso, es peligroso, porque te hará perder visibilidad. Lo mismo ocurre si están excesivamente bajas.

Un mal reglaje puede deberse a golpes, al mal estado de los amortiguadores o a que viaja con su auto muy sobre-cargado. Hoy, la mayoría de los coches disponen de reguladores para corregir la altura de los faros.

Taller de confianza

Todas estas consideraciones las tendrán en cuenta en cualquier establecimiento de reparación de vehículos. Por ello, es más que recomendable que acudas a un taller de confianza, para realizar la sustitución de las lámparas de tu vehículo. Además, en algunos casos, esta operación no es sencilla, por lo que ponerte en manos de profesionales será tu mejor elección.

Confía en los talleres a la hora de realizar cualquier operación de mantenimiento o reparación de tu auto.

Fuente:

autofit-spain

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here