¿Bestia o barcaza? El nuevo M5 de BMW sorprende por su elevado peso

0
76

El nuevo M5 de BMW ha llegado, y con él, una ola de controversia. Este sedán deportivo híbrido V-8 biturbo de 717 caballos de fuerza ha sido aclamado por su potencia y rendimiento, pero también ha sido criticado por su elevado peso. Con un peso de 5.390 libras, el M5 es más pesado que algunos sedanes eléctricos, SUV e incluso una camioneta.

¿Es este aumento de peso un problema?

Depende de a quién le preguntes. Los fanáticos de BMW pueden apreciar la potencia bruta del M5, sin importar su peso. Sin embargo, para otros, el peso adicional es un signo de que BMW está sacrificando el rendimiento por la electrificación.

En comparación con la generación anterior, el nuevo M5 es un poco más lento. El sprint de 0 a 100 km/h ahora toma 3,5 segundos, en comparación con los 3,2 segundos del modelo anterior. La relación peso-potencia también ha empeorado, ya que el nuevo M5 pesa más de 450 kg más que su predecesor.

Ver también: ¿Dónde poner la M? BMW busca nuevas ubicaciones para su insignia icónica

Este aumento de peso es aún más evidente cuando se compara con los competidores del M5. El Dodge Charger Hellcat, por ejemplo, pesa 370 kg menos, mientras que el CT5-V Blackwing, el competidor directo estadounidense del M5, es 570 kg más ligero. Incluso el i5 M60 totalmente eléctrico de BMW, con su batería de gran capacidad, es 65 kg más ligero que el M5.

¿Por qué es tan pesado el nuevo M5?

Hay varias razones posibles. Las regulaciones europeas sobre emisiones, la estrategia de electrificación de plataformas compartidas de BMW y el uso de un sistema híbrido enchufable con una batería grande son todos factores que podrían haber contribuido al aumento de peso.

Sin embargo, algunos argumentan que BMW podría haber hecho más para reducir el peso del M5. Los híbridos no tienen que ser pesados, y existen tecnologías que podrían haber permitido a BMW crear un M5 más ligero y con mayor eficiencia.

A pesar de su peso, el nuevo M5 sigue siendo un coche impresionante. Ofrece un rendimiento excepcional y una gran cantidad de tecnología. Sin embargo, el aumento de peso es un punto negro que algunos compradores potenciales no podrán ignorar.

¿Queda el futuro de los M de BMW en el aire?

Con la creciente popularidad de los coches eléctricos de alto rendimiento, es posible que los días de los M de BMW con motor de combustión estén contados. Solo el tiempo dirá si BMW puede adaptarse a la nueva era de la automoción o si se quedará atrás.

En definitiva, el nuevo M5 es un coche controvertido. Es potente, rápido y tecnológicamente avanzado, pero también es pesado y costoso. Solo el tiempo dirá si este gigante con pies de barro podrá ganarse el corazón de los entusiastas de la conducción.

Redacción GossipVehículo con fuente motor1.com