Balancines de Motor: Definición, Tipos y Funciones

0
559

Los balancines son una parte integral de cualquier motor de combustión interna. Estos componentes mecánicos desempeñan una función esencial en la operación del sistema de válvulas de un motor, regulando la admisión de aire y combustible y la expulsión de gases de escape. En este artículo, exploraremos qué son los balancines, cómo funcionan y los diferentes tipos que existen en el mercado.

Definición de balancín

Un balancín es una pieza fundamental en el sistema de distribución de un motor de combustión interna. Este componente, también conocido como balancín de válvulas, es el encargado de transmitir el movimiento del árbol de levas a las válvulas, permitiendo su apertura y cierre de forma precisa y coordinada.

Los balancines suelen ser de forma alargada y oscilan sobre un eje central (de ahí su nombre). Un extremo del balancín recibe el movimiento del árbol de levas, mientras que el otro extremo empuja la válvula para abrir o cerrarla.

Balancines de un motor

Tipos de balancines

Existen diferentes tipos de balancines, y su uso depende del tipo de motor y del rendimiento deseado. Aquí te presentamos los más comunes:

  1. Balancines de palanca única: Son los más simples y se utilizan en muchos motores de automóviles de producción masiva. Este tipo de balancín tiene una sola palanca que transmite el movimiento del árbol de levas a la válvula.
  2. Balancines de relación variable: En estos balancines, la relación entre el movimiento del árbol de levas y el de la válvula no es constante. Varía en función de la posición del balancín, lo que permite una mayor flexibilidad en la apertura y el cierre de las válvulas.
  3. Balancines de rodillos: Este tipo de balancines incorpora un pequeño rodillo en el extremo que contacta con el árbol de levas. Esto reduce la fricción y el desgaste, permitiendo un funcionamiento más suave y eficiente.
  4. Balancines de alto rendimiento: Son balancines diseñados específicamente para mejorar el rendimiento del motor. Suelen ser de materiales más ligeros y resistentes, como el aluminio, y pueden tener características especiales, como rodillos o relaciones variables, para aumentar la eficiencia del motor.

Es importante mencionar que el tipo de balancín utilizado en un motor puede influir significativamente en su rendimiento, eficiencia y durabilidad. Por lo tanto, la elección de los balancines correctos es fundamental cuando se está construyendo o modificando un motor.

Funcionamiento de los balancines

El funcionamiento de los balancines es simple pero eficaz. Cuando el árbol de levas gira, su forma excéntrica hace que los balancines oscilen. Este movimiento oscilante se transmite a las válvulas, permitiendo su apertura y cierre. Este proceso permite que el aire y el combustible entren en los cilindros (válvulas de admisión) y que los gases de escape salgan de ellos (válvulas de escape).

Es importante destacar que la apertura y cierre de las válvulas debe ser extremadamente preciso y sincronizado con el resto de operaciones del motor para garantizar un funcionamiento óptimo y eficiente.

Conclusión

Los balancines son componentes fundamentales en cualquier motor de combustión interna. Su función es esencial para controlar el flujo de aire y combustible en el motor, así como para expulsar los gases de escape. Dependiendo del tipo de motor y el rendimiento deseado, se pueden utilizar diferentes tipos de balancines, desde los más simples hasta los de alto rendimiento. La elección correcta de los balancines puede tener un impacto significativo en la eficiencia, el rendimiento y la durabilidad del motor.

Redaccion gossipvehiculo