CONFIRMADO: El MINI Electric es un auto eléctrico divertido y refinado (+FOTOS)

0
371

La nueva llegada de este auto eléctrico se ha materializado en MINI. La empresa británica apuesta por electrificar su modelo estrella, el hatch de tres puertas creando el MINI Electric, que apenas cambia estéticamente respecto a los modelos de gasolina y diésel.

Con el pasar de los años la gama MINI se ha ido diversificando, con modelos como el Clubman con su característica carrocería familiar. El exitoso de este refinado SUV compacto Countryman o los Cabrio, basados también en la carrocería hatch. De hecho, hubo espacio para MINI Coupé y Roadster, aunque estos que mencionamos no terminaron de condensar y terminaron su vida comercial.

El MINI Electric más esperado del 2020

Un MINI Countryman eléctrico con unos 400 kilómetros de autonomía, semejante a la de los Hyundai Kona EV o el KIA eNIRO, proseguía sin servir para hacer un viaje entre Madrid y Vigo, por citar el viaje en autopista que se realizó de forma bastante habitual, en cuanto a tamaño y su peso sería limitado en cuanto a eficiencia.

Este MINI Electric mide 3,84 metros de largo, como un MINI convencional, tiene el mismo ancho, unos 1,72 m, y el mismo alto de 1,43 m. Lo que sí mejora ahora es la altura libre al suelo, 18 milímetros superior a pesar de que, debido también a las baterías, el centro de gravedad es 30 milímetros más bajo que el de un Cooper S.

Un manjar de vehículo; una belleza interior y exterior, sin duda.

Su diminutivo maletero, poca habitabilidad especialmente en las plazas traseras o su precio Premium, saliente respecto a diversas opciones de tamaño similar, se veían suplidas con un diseño que ha enamorado a muchas personas, y una personalidad bastante marcado en el plano estético como a la hora de manipularlo.

Cuando hablamos a nivel mecánico los cambios son diferentes. Por otro lado, se ha eliminado el motor de combustión, y en su lugar tenemos ahora un motor eléctrico de 135 kW ó 184 CV y 270 Nm, esto además con una transmisión de una marcha que envía la fuerza al eje delantero.

Al volante con el MINI Electric y la emoción que trasmite al ser manipulado

Una vez que se está en el volante del MINI Electric y moviéndose en entornos urbanos, lo primero que destaca es la delicadeza y reserva con el que circula. Se hace extraño ir en un automóvil que resulta familiar, porque se ha probado anteriormente varios MINI y sin escuchar ningún tipo de ruido.

Y es que el sonido de motor siempre ha sido uno de los elementos más llamativos de los MINI, sobre todo en las versiones Cooper S y John Cooper Works, y estos nos acostumbraban a deleitarnos con explosiones y demás sinfonías de la línea de escape doble en posición central.

No ocurre nada similar con este modelo, en el que, por supuesto, no hay hueco para el escape, sino que lo que lo que más destaca es el silencio de rodadura. Incluso la propia fricción de los neumáticos con el asfalto, que es el ruido más común en los eléctricos, este se percibe muy poco desde el puesto de conducción

Otras características especiales y los precios del MINI Electric

La toma de contacto fue momentánea, apenas una hora y media de conducción, pero lo suficiente para tener unas primeras impresiones que nos han permitido constatar que el MINI Electric cumple con todo.

Se siente directo y rápido, como siempre han sido los MINI de tres puertas, pero ahora el motor eléctrico y su inmediatez le dotan de un nuevo carácter que corresponde perfectamente con su planteamiento.

Sus precios son de 33.950 euros para el acabado S, 36.500 euros para el M; 39.000 euros para el L41.000 euros para el XL. Su equipamiento de serie completo incluye entre otras cosas como: climatización bizona, luces LED y navegación. Es un nuevo auto eléctrico urbano cuya compra responderá más a la necesidad y a la conducción.

Fuente:

motorpasion

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here