No encienden las luces bajas pero sí las altas (+5 razones)

0
83
No encienden las luces bajas pero sí las altas
No encienden las luces bajas pero sí las altas

Por la noche, las luces delanteras de su vehículo son de suma importancia, pues se encargan de mostrar lo que se avecina en el camino. Durante el día, de igual manera, las luces delanteras son importantes para hacer que su vehículo sea más fácil de ver para otros conductores. No obstante, suele suceder muy a menudo en los focos que las luces bajas normales no encienden, pero las luces altas sí siguen funcionando bien. Esto es, ya que el uso de las luces bajas es para conseguir una visión normal y acotada del camino por el cual estamos circulando, por lo que suelen usarse casi a diario. Por lo que, si tienes este problema, a continuación, te contaremos cinco razones por las que no encienden las luces bajas de su auto, pero sí las altas.

5. El casquillo del faro está corroído

No encienden las luces bajas pero sí las altas

En muchos vehículos, el foco es una bombilla que se acopla en un enchufe donde se realizan las conexiones eléctricas. Si dichas conexiones están flojas, existe una mala conexión a tierra en el circuito o ha entrado humedad, el portalámparas del faro podría corroerse. Esto puede conducir primero a que un faro se encienda y se apague o se apague una vez y no regrese.

4. El cableado de los faros está comprometido

También puede ocurrir un problema con el cableado automotriz. Este está diseñado para ser duradero, pero también puede ser un juguete masticable para roedores. Tal vez el propietario anterior del vehículo se sintió capaz de volver a cablear los faros y no han funcionado bien desde entonces. Si sospecha que el cableado es la razón de los problemas con sus faros, le recomendamos que lo revise un especialista certificado en su distribuidor local.

3. El interruptor de los faros está roto

No encienden las luces bajas pero sí las altas

Un interruptor de faro roto puede ser problemático. Puede atascarse en la posición de las luces altas o el interruptor podría desgastarse y simplemente no encender los faros en absoluto. Si el interruptor se encuentra dañado, la mejor respuesta suele ser reemplazarlo con un nuevo interruptor de faro OEM.

TE PUEDE INTERESAR:

2. El fusible o relé de los faros está dañado

De igual forma, como todos los sistemas eléctricos, los faros de su vehículo cuentan con un fusible en el circuito para evitar que llegue demasiada electricidad a la bombilla. También contará con un relé de faros que cambia la potencia de las luces bajas a las luces altas. Si el fusible falla, es probable que no tenga ningún faro. No obstante, si el relé falla, no podrá cambiar entre luces altas y bajas.

1. La bombilla está fundida

No encienden las luces bajas pero sí las altas

Finalmente, y la razón más común, muchos vehículos en la carretera hoy en día tienen bombillas halógenas para faros delanteros con dos filamentos. Uno es para las luces bajas y el otro para las altas. Otros modelos pueden tener dos focos de faro separados. Sin embargo, dado que las luces bajas son las que más se usan, tienden a quemarse mucho antes que las luces altas. Si sus luces bajas dejan de funcionar, pero las luces altas aún se encienden, existe una buena posibilidad de que el problema se resuelva reemplazando las bombillas de los faros con unos nuevos.

TE PUEDE INTERESAR:

Fuente: Columbu Subaru

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí