ESPAÑA-GIJÓN: Hombre muere tras perder el control de su moto, impacta contra bordillo y sale disparado

0
433

Un hombre de 40 años de edad fallece en un accidente vial luego de perder el control de su motocicleta. Choca contra bordillo de la acera, sale disparado e impacta contra una farola.

Tras perder el control de su moto un hombre muere en Gijón

Cerca de las 18 horas de ayer, César Fernández Iza, un gijonés de 40 años de edad, sufrió un fatal accidente con desenlace, cuando transitaba con su moto Daelim de 125 centímetros cúbicos en la calle Ezcurdia.

HOMBRE

Ver también: El impactante choque frontal entre una moto y un Jeep queda captado en video

Según varios testigos del accidente, el sujeto pierde el control de su unidad sin razón. Se encontraba manejando por el carril izquierdo a la altura del número 127 cuando intempestivamente choca contra el borde de la acera y sale disparado de la moto impactando contra una farola de luz.

HOMBRE

Tras el fuerte impacto el hombre pierde el casco e impacta contra el asfalto quedando en el suelo con diversas heridas de gravedad y pérdida de sangre.

HOMBRE

Eduardo Aguilera y Bárbara Alonso, técnico de la ambulancia la enfermera que se presentaron en el lugar del siniestro, fueron los primeros en socorrerle. Por cosas del destino transitaban a unos metros de distancia del hombre.

La Policía Local se presentó en el sector, e intentaron colocar en línea de la cabeza, el cuello y el torso. Sin embargo, la víctima ya estaba respirando mal.

HOMBRE

«En cuanto perdió el pulso nos pusimos a realizarle la maniobra de reanimación cardiopulmonar», indicaron los asistentes médicos. Luego se presentaron también miembros del centro de salud de El Parque, quienes intentaron estabilizar a la víctima.

Desafortunadamente no se pudo reanimar ni estabilizar al hombre, debido a las heridas tras el impacto contra la farola perdió la vida.

HOMBRE

César Fernández era padre de un bebé de 17 meses y una hija de nueve años. Profesional de la publicidad y socio de una empresa de marketing que mantenía operaciones entre Europa y Latinoamérica.

César y su familia solían frecuentar la cafetería San Francisco, ubicada en la calle Luanco, en el barrio de Laviada.

«Era un chaval muy familiar, muy buena persona y muy sano», recuerdan sus compañeros de tertulia, quienes aseguraban también que «irradiaba felicidad con su nueva situación sentimental».

Redacción por Gossipvehículos/Fuente: www.elcomercio.es

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí